8 aceites naturales que debes usar para mejorar e hidratar tu cabello


No es un secreto que todas nosotras estamos pendientes de la caída y del daño que pueda tener nuestra cabellera, que es constantemente maltratado por los cambios bruscos del clima, productos químicos, la planchas, las secadores, tintes, entre otros. Todo esto provoca que vaya perdiendo su brillo, vitalidad, y belleza, convirtiéndose en un problema tanto de vanidad como de salud.

Una de las mejores formas de poder garantizarnos tener un cabello saludable es utilizando ciertos aceites naturales. Éstos contienen todos los nutrientes, minerales y ácidos grasos que tu cuero cabelludo ha perdido, y que son necesarios para mantenerlos hidratados y saludables, algunos de estos óleos también pueden estimular su crecimiento y hasta quitarte la caspa.

Muchas veces, pensamos que los aceites para el cabello, “manchan” o lo convierten en graso, pero realmente no es así. Hay muchas variedades de aceites y no todos actúan de la misma forma. Por eso, Chica Genial tiene preparado para ti 8 aceites naturales que debes usar para mejorar e hidratar tu cabello y en qué casos puedes usarlo:

1. Aceite de Argán, es uno de los que tiene más propiedades y beneficios en la actualidad

Es un producto cosmético y comestible que se obtiene tras un proceso de secado de los frutos del árbol de Argán (Argania spinosa) que son expuestos al sol. Una vez secos, se extrae la semilla de la almendra manualmente y pasa a prensarse en frío, un proceso mecánico que no contiene productos químicos.

También conocido como “El oro líquido de marruecos o del desierto”, ya que posee niveles altísimos de antioxidantes, vitamina E y ácidos grasos, como el omega 3, 6 y 9; los cuales son muy útiles para mejorar tu belleza capilar.

MODO DE USO:

  • La mejor manera de aplicarlo es cuando tu pelo esté húmedo, coloca unas gotas del ungüento en la palma de tu mano y aplícala generosamente en las puntas maltratadas, realizando pequeños masajes en tu caballera
  • Déjalo actuar durante 25 minutos. Enjuágalo como de costumbre, lo que ayudará a restaurarlo y rejuvenecerlo. Este proceso te ayudará a cerrar las puntas abiertas y le dará flexibilidad y fuerza

2. Aceite virgen de coco, ideal para hidratar y tratar lo dañado

Desde la antigüedad el ungüento de coco ha sido utilizado con fines alimentarios y terapéuticos debido a sus propiedades y beneficios para la salud. Pero además, se utiliza como un producto natural para la belleza, el cuidado de la piel y el cabello.

El aceite o manteca de coco posee más de un 90% de aceites saturados y se obtiene de la carne o pulpa del coco, fruto del cocotero. Un estudio mostró que la estructura del óleo de coco le permite penetrar en el pelo y reducir la pérdida de proteína.

Para darle un mayor brillo y salud solo bastan unas gotas del óleo de coco, ya que éstas ayudan a evitar la resequedad y la aparición de caspa. Además, es eficaz para reducir la pérdida del mismo, proporcionando un acondicionamiento profundo, y protegiéndolo contra el daño solar.

MODO DE USO:

  • Agregar unas cucharadas del lubricante en un recipiente y luego sumergirlo en agua caliente. Aplicar uniformemente sobre la cabellera y dejar actuar durante 20 minutos utilizando un gorro plástico. Enjuagar como de costumbre, con abundante shampoo y acondicionador

3. Aceite de oliva extra virgen, uno de los más utilizados como cosmético natural

Tiene un alto contenido en polifenoles, vitamina E, y de sustancias con alto poder antioxidante que hace que crezca fuerte y sano. También tiene propiedades regenerativas que ayudan al crecimiento y embellecimiento; reduce el frizz y ayuda a potencializar y tonificar el cabello deshidratado, como prevenir los daños de la exposición solar puede causar sobre él.

 

Emplear este tipo de lubricante resulta un tratamiento muy efectivo en comparación con otros productos cosméticos, por sus múltiples beneficios nutricionales y medicinales. Su efecto emoliente y suavizante ayuda a tratar cualquier patología del cuero cabelludo caracterizada por irritación, picor o presencia de costras y heridas.

MODO DE USO:

  • Aplicar el ungüento de oliva extra virgen desde la raíz hasta las puntas, y poner una toalla caliente sobre él durante 5 ó 10 minutos
  • Luego lavarlo y acondicionarlo
  • Repetir el procedimiento cada 15 días. Esto es ideal para los cabellos con tinte y que estén expuestos al secador y a la plancha continuamente

4. Aceite de almendras dulces, recupera los daños y disminuye el volumen

Es una buena fuente de vitamina E, omega-3, zinc y magnesio. Al utilizarlo regularmente como un tratamiento de aceite para el pelo, puede ayudar a promover el crecimiento y brillo. El óleo de almendra puede combinarse con otros ungüentos para el cabello como es el de jojoba y otros esenciales. Además, es eficaz para controlar la caspa y reducir la inflamación del cuero cabelludo.

Lo ideal es buscar mascarillas, shampoo y tratamientos que lo contengan, ya que no es muy recomendable aplicarlo directamente sobre el cuero cabelludo, pues lo puede dejar con un aspecto sucio.

MODO DE USO:

  • Untarlo sólo en las puntas, haciendo un buen masaje, de tal manera que el lubricante penetre bien
  • Humedecer una toalla con agua caliente, a la temperatura que más soportes y ponerla sobre la caballera durante 5 o 10 minutos
  • Después, lavar tu cabello las veces que sea necesario para eliminar cualquier rastro del ungüento

5. Aceite de aguacate, hidrata en profundidad, y aporta muchísimo brillo reforzando el cuero cabelludo

Está lleno de nutrientes ácidos grasos, aminoácidos y vitaminas A, B, D y E. Lo mejor de este aceite es que puedes hacerlo en casa si quieres, pero es recomendable que lo compres hecho, ya que es muy complicado que consigas un aceite tan fino como el que venden.

Es una buena fuente de grasas monoinsaturadas que le proporcionan a los folículos pilosos los nutrientes que necesitan para estimular el crecimiento del pelo.

MODO DE USO:

  • Una vez que tengas tu aceite de aguacate, debes añadirlo a tu shampoo o acondicionador, usándolo como una mascarilla intensiva, y dejándola actuar durante unos minutos.
  • Se puede aplicar el óleo como una mascarilla para reparar lo dañado por el calor, prevenir las puntas abiertas y fortalecerlo.
  • La ventaja de usar este ungüento es que es muy ligero y se absorbe fácilmente.

6. Aceite de ricino, eficaz para hidratar, desaparecer la caspa y estimular su crecimiento 

Es un óleo que estimula el crecimiento y ayuda a que la fibra no se debilite. Lo más importante de este aceite es la aplicación. Debes masajearlo directamente sobre la piel de tu cabellera y, sobre todo en las zonas pobres donde tengas poco pelo. Contiene nutrientes y minerales que son esenciales para un cabellera saludable, como la vitamina E y ácidos grasos omega-6.

El masaje reactiva la circulación sanguínea permitiendo que llegan más nutrientes al folículo. Los expertos recomiendan este lubricante por todas sus propiedades, por eso no dudes en comprarlo y verás los resultados a la larga, ya que es un proceso que cuesta unos meses.

MODO DE USO:

  • Para el crecimiento de tu cabellera, deberás aplicar como una mascarilla cada 2 a 4 veces por semana. El aceite de ricino tiene una consistencia espesa, por lo que se puede mezclar con otros aceites naturales en una proporción mitad y mitad.
  • Si deseas utilizarlo como acondicionador y para un cuidado general, masajear una cantidad de tamaño de guisante en su cuero cabelludo después del lavado.
  • También, se puede utilizar para revertir las canas. Para el tratamiento de las canas, prepare una mascarilla con una cucharada de ungüento de semilla de mostaza, 2 cucharadas de óleo de jojoba y 2 cucharadas de ricino.

7. Aceite de jojoba, ayuda a disminuir la pérdida del pelo, reforzando y protegiendo el crecimiento del nuevo cabello

Sus propiedades anti-inflamatorias también ayudan a tratar la picazón del cuero cabelludo y la psoriasis. Además, el óleo de jojoba contiene zinc y selenio, que son ingredientes importantes en el tratamiento de la caspa. Ayudará a que tu cabellera tenga un aspecto suave y sedoso.

MODO DE USO:

  • Utilícelo como una mascarilla antes o después de lavarse el cabello para reducir el encrespamiento e hidratar el cabello.
  • Puede ayudar a acondicionarlo desde la raíz hasta el tallo, haciéndolo más brillante y a la vez tratando las puntas abiertas.

8. Aceite del árbol del té, ayuda a desaparecer los hongos, purificar el cuero cabelludo, eliminar las bacterias y limpiar los poros

Además, equilibra la producción natural de grasa. Debes aplicarlo, masajeándote sobre la piel de la cabeza antes de lavártelo. La protegerá y evitará la aparición de caspa. Otra posibilidad es que añadas tres gotas a tu champú o acondicionador.

Espero que te haya gustado este artículo que te muestra las diferentes opciones de aceites naturales que existen para mejorar e hidratar tu cabellera, y por supuesto que te ayudará a la hora de escoger el que más necesites.

Te puede interesar: